Anime

Reseña | Gleipnir

Pine Jam nos entregó una gran serie de anime de la temporada de primavera 2020. ¿Gleipnir será una de las mejores del año?

Uno de los mejores y más importantes animes de la Temporada de Primavera 2020 ha terminado sin confirmación alguna de una secuela pero tengamos por seguro que nadie lo olvidará en caso de regresar, veamos lo que hizo bien. Cabe mencionar que bajo el concepto de opinión estas ideas fueron escritas y recordarles que NO HAY SPOILERS.

Gleipnir es un anime del género seinen, acción y fantasía oscura cuyo protagonista es Shuichi Kagaya, un chico normal e inseguro que es capaz de convertirse en un Kigurumi (disfraz de animal). Un buen día, se ve obligado a transformarse para salvar a una compañera de clase inconsciente dentro de una casa en llamas pero él no esperaba ser chantajeado por ella al día siguiente para que le ayude a buscar a quien asesinó a su familia, ¿qué secreto hay detrás de todo?

Espero tener la elocuencia suficiente para expresar el excelente trabajo que hizo PINE JAM en el apartado técnico pues para ser un estudio apenas fundado en 2015 y haber destacado con proyectos anteriores como Gamers! y Just Because! No está nada mal, sobre todo teniendo al señor Takahiro Kishida como diseñador de personajes quien junto al animador Hirofumi Okita se llevaron los aplausos del anime, explico:

Quizá conozcan al señor Kishida por también diseñar a los personajes de Durarara!!, Haikyuu!!, Madoka MagicaSerial Experiments Lain, entre muchísimos otros cuyo estilo es reconocible por el minimalismo y detalle de figuras humanizadas tanto masculinas como femeninas; mientras que el señor Okita destacó en la animación clave dentro de Gleipnir tales como en los capítulos 1, 2, 5, 12 y 13 donde se aprecian expresiones faciales que cambian con frecuencia en todos los personajes, escenas complejas y dinámicas en las que suceden cosas diferentes a la vez sin perder la armonía o lucir saturadas, adicional de secuencias de acción con movimientos fluidos y sin repetición de patrones.

No está de más decir que era común ver varios formatos de animación como el 2D para los personajes, 3D para las armas y objetos, CG para algunos efectos y CGI para la transformación de personajes, lo cual nos deja saber lo bien planificado que fue su producción. En general, Gleipnir es la clase de anime que deja ver esfuerzo, calidad, inversión y mucho cariño hacia los espectadores, no me sorprende que PINE JAM tardara tanto en regresar con una nueva serie, bien hecho.

Ahora, no dejo de pensar en la buena cantidad de animes que he visto similares a este y aun así sentir que tiene algo diferente que ofrecer y eso es una trama lineal y personajes que se desarrollan tan sólidamente que es imposible para el espectador poner en duda cualquier cosa o dejar cabida a la imaginación, es interesante conocer a los protagonistas conforme avanzas a la par que te revelan pistas de la verdadera situación lo que termina por engancharte, sorprenderte al no ser predecible y dejándote con ganas de saber más porque eso sí, te dejará un enorme vacío y pensarás “¿eso es todo?”.

Solo para no quedarme con las ganas les diré que la pareja principal me recordó a los protagonistas de Mirai Nikki, tiene casi el mismo nivel de hostilidad y misterio que Another y una evolución de personajes emparejada a Parasyte por lo que si ya viste cualquiera de estas series o las tres, sabrás que Gleipnir es lo que se necesitaba para completar el equipo sin la necesidad de recurrir al gore aunque sí habrá vocabulario y escenas sexuales sugerentes junto a una pequeña dosis de fanservice pero da igual, es parte de su encanto.

Respecto a la música no podría estar más encantada y feliz de que su opening interpretado por Hikaru, ex miembro del disuelto grupo de Kalafina, ahora llamada H-el-ical// con la pista “Altern-ate-“ ganara el primer puesto en los conteos musicales dándole un boleto directo a lo mejor del año, mientras que el ending obtuvo el segundo lugar corriendo a cargo de Mili a quien recordarán por el opening de Goblin Slayer, esta vez con la canción “Ame to Taieki to Nioi”. Les recomiendo no saltarse ninguno y buscar la versión completa de ambos.

En conclusión, de entre todas las opciones que mencioné anteriormente pienso que Gleipnir no alcanza a superar ninguna pero tampoco tiene nada que envidiarles y es lo suficientemente buena para colocarse a la par, es una excelente opción si se quiere una calidad de animación superior y una trama que se deje guiar a sí misma por la evolución de sus personajes y no tanto por las acciones brutales que son capaces de hacer, eso sin dejar de lado el repertorio musical que ya agregué a mi colección.

Recuerden ver y leer otras reseñas, críticas y análisis para que su opinión sea más completa, nos vemos en una siguiente publicación.

¡Es de sabios compartir!

Comentarios

Comments
To Top